Barcelona vs Real Madrid
26 octubre, 2020
JORGE PINTO TAMAYO
La Liga

De lo que fue a lo que es: el Clásico de España entre Barcelona y Real Madrid

Atrás quedaron los tiempos de los duelos incendiarios que protagonizaban José Mourinho (Real Madrid) y Pep Guardiola (Barcelona)

Atrás quedaron los tiempos del Clásico Español donde Mourinho y Guardiola incendiaban los partidos con declaraciones. José afirmaba que los colegiados se doblegaban ante el color blaugrana y se intimidaban por los señalamientos de Pep, que “criticaba el acierto arbitral”. Guardiola, con el mismo sarcasmo, respondía que Mou era el “puto amo” en la guerra mediática. Luego en la cancha, el portugués agredía, desconcertaba y literalmente picaba el ojo del cuerpo técnico rival. Pepe, emulaba a su maestro, pisando la mano de Messi.

  También atrás quedaron los tiempos donde Real Madrid vs Barcelona significaba: Cristiano Ronaldo ante Lionel Messi. El protagonismo de ambos iba más allá del propio triunfo, era sumar puntos en la búsqueda del Balón de Oro. Se alejan quellos festejos de Messi, donde se retiraba la playera para mostrar el “10” a la grada. Y de CR7, que giraba 180 grados gritando un “siiiiiiiii”, tan feo como característico.

Bueno o malo, todos esos sazones y decoros del Clásico Español pertenecen a la década anterior. Hay factores que nunca cambiarán, como la polémica arbitral, y otros que sí. Hemos entrado en una nueva fase, donde las agresiones se han diluido y la rivalidad ha evolucionado.

A pesar de la derrota 3-1, el juego del sábado dejó mucho en favor del Barcelona:

  • Queda claro que Ronald Koeman busca replicar las posesiones que tenía el equipo que obtuvo el sextete con Guardiola.
  • El director técnico holandés impone la ley: “juega el que mejor está”; Griezmann se quedó en la banca y Pedri sorprendió como titular.
  • El equipo tiene capacidad de reacción, pese a la salida de Luis Suárez y Arthur. La entrada de Dembele, Trincao y Griezmann, a ocho minutos del final, recuperó las sensaciones de peligro.
  • La playera de “figura en desarrollo” no le queda grande a Ansu Fati. Demuestra sobrellevar la presión natural que le carga un afición ávida de un “nuevo Messi”. El atacante de 17 años se convirtió en el futbolista más joven que anota en un Clásico de España.
  • Neto es un suplente de primer nivel y no se podría esperar menos del arquero brasileño. Si bien, tuvo cierta complicidad en el tercer gol merengue, también es cierto que fue factor para que el marcador no fuera más abultado.

Se esperaba un Real Madrid derrotado

También el Real Madrid superó las expectativas. Previo a este duelo, no se sabía qué esperar de un equipo que sumaba dos derrotas fuera de guión.

  • El plantel puede estar a la altura de la camiseta. Este cuadro sí es capaz de jugar como se espera del club con más títulos de Champions League y Liga Española.
  • Sergio Ramos es el cimiento de la defensa, y también el líder del plantel. Su vuelta recuperó una solidez en la zaga que no existió frente al Shakhtar. Además, provocó y cobró el penal que desempató el marcador.
  • Zinedine Zidane es el entrenador que mejor optimiza a Lucas Vázquez. Y el extremo respondió como lateral derecho, ante las bajas de los naturales: Carvajal y Odriozola, sumado a la lesión de Nacho.
  • Modric no está jubilado, por segundo juego consecutivo anotó un golazo. Pese a sus 35 años, el mediocampista vive un exquisito momento y puede responder como titular o suplente.
  • Zidane se reafirma en el cargo. Previo al Clásico, se especulaba que podría ser despedido si perdía. Al final ocurrió lo contrario; el triunfo le devolvió solidez en su puesto al entrenador francés.

La tarea a futuro para ambos equipos es transformar a sus jóvenes, de promesas a realidades. Porque los equipos grandes no tienen tiempo para esperar. Requieren figuras y las requieren ya. El primero en conseguirlo será quien domine al balompié ibérico en los próximos años.

Guardiola y José Mourinho

Te Puede Interesar
VIDEOS