KAL|0_jb2zd02c
Dan Mullan/Getty Images
22 mayo, 2018
Azteca Deportes

Islandia, un agradable estreno

La selección europea estará en su primera Copa del Mundo luego de su gran actuación en la Euro 2016

Ciudad de México. “Llegar al Mundial de Rusia 2018, el gran objetivo”. Con esa mentalidad los dirigentes y futbolistas de la Selección de Islandia comenzaron a trabajar en darle forma a un proyecto revolucionario y muy ambicioso, con el que tratarían de ponerse en el radar del futbol mundial.

Todo comenzó con la reestructuración del futbol a nivel dirigencial, en el que el Estado tomó cartas en el asunto y colaboró para que tuviera una organización adecuada. Su visión y prioridad era generar entrenadores locales que tuvieran la mejor preparación para sacar adelante a las diferentes selecciones.

También, integraron exfutbolistas a la Federación quienes tenían una visión más cercana a la deseada por los creadores de este nuevo proyecto. Una vez establecido eso, ahora se enfocaron en los objetivos a nivel cancha, lo que sabían serían difíciles, sí, pero no imposibles.

En la clasificación para el Mundial del 2010, la Selección de Islandia fue la última en la eliminatoria europea, en la que solo consiguió cinco puntos. Pero esa derrota, lejos de tirarlos los motivó y para el siguiente ciclo ya tenían un nuevo objetivo: salir de este último lugar.

Para el camino a Brasil 2014 el objetivo se cumplió. Se metieron hasta la reclasificación, pero cayeron ante Croacia. La Eurocopa del 2016 sería el marco ideal parea dar el salto de calidad y demostrar que estaban para cosas importantes. Y así fue.

El equipo vikingo se metió hasta los cuartos de final de la copa, fue la selección sensación por su estilo de juego aguerrido y leal, así como su afición, la cual se caracterizó por seguir al equipo con un corazón inquebrantable.

En dos ciclos mundialistas, pasaron de ser últimos en la clasificación a meterse como primer lugar del grupo I, por encima de selecciones como Croacia, su anterior verdugo; Ucrania, Turquía y Finlandia.

Pero para toda obra de arte debe haber un artista e Islandia tuvo dos. Lars Lagerback fue el artífice de este nuevo proyecto, pero quien terminó de pulirlo fue un dentista de 50 años de edad llamado HeimirHallingrimsson, el principal graduado del nuevo proyecto de entrenadores locales.

Islandia, un país con un poco más de 330 mil habitantes, será una de las selecciones consentidas de Rusia 2018 y por qué no, un agradable caballo negro.

VIDEOS