huey-teocalli-zocalo.jpg
Twitter @CulturaCiudadMx
12 agosto 2021 17:08hrs
Azteca Noticias
CDMX
Compartir

Video: ¿Qué es Huey Teocalli, la maqueta que iluminará el Zócalo?

El Huey Teocalli fue un templo muy importante para los mexicas y en el Zócalo se instaló una maqueta para recrear este antiguo recinto.

La maqueta monumental del Huey Teocalli, o Templo Mayor, será inaugurada este viernes 13 de agosto en el Zócalo de la Ciudad de México (CDMX), con un espectáculo de luces que podrá disfrutarse hasta el próximo 29 de agosto.

La Secretaría de Cultura de la capital informó que el performance “Memoria Luminosa” se ofrecerá en el marco de la conmemoración por los 500 años de Resistencia Indígena en México Tenochtitlán.

Te puede interesar: ¿Quién es la modelo de la pintura de alcatraces de Diego Rivera?

El show de luces se proyectará sobre esta pirámide, una recreación de 16 metros de alto de un edificio representativo del pueblo Mexica, que desde finales de julio comenzó a instalarse en el Zócalo.

La maqueta se hizo a partir de las investigaciones del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), que proporcionó los planos arquitectónicos para darle vida a esta réplica.

El espectáculo de luces en la maqueta monumental instalada en el Zócalo tendrá funciones a las 20:30, 21:00 y 21:30 horas, cada una tendrá una duración de 15 minutos, añadió la Secretaría de Cultura.

¿Qué es Huey Teocalli, la pirámide luminosa en el Zócalo capitalino?

La maqueta monumental del Huey Teocalli, o Templo Mayor, fue el edificio más importante de Tenochtitlán, una ciudad considerada como el centro religioso y político de los mexicas.

El templo fue ampliado en siete ocasiones y la última versión, la que destruyeron los españoles, medía alrededor de 45 metros de alto y tenía una base cuadrangular de unos 400 metros por lado, explicó el INAH.

Huey Teocalli
Gobierno CDMX

En la cima de la pirámide había dos templos, el del norte estaba dedicado a Tláloc (“néctar de la tierra”), dios de la lluvia y la agricultura. En el templo del sur se honraba a Huitzilopochtli (“colibrí zurdo”, “guerrero resucitado”), dios de la guerra.

El INAH señaló que en el Huey Teocalli estaban representadas dos montañas sagradas: el Cerro de los Mantenimientos o Tonacatépetl, al norte, arsenal del alimento humano, y el Coatépec, Cerro de las Serpientes, al sur, cuna de Huitzilopochtli.

En el costado sur del Huey Teocalli estaba el altar Tzompantli, en cuya cima había cabezas y calaveras de miles de sacrificados, así como de los guerreros que murieron en batallas, ensartadas en altas estacas.

Al Templo Mayor confluían las grandes calzadas que comunicaban Tenochtitlán con tierra firme: la de Iztapalapa por el sur, con su afluente a Coyoacán; la de Tacuba por el oeste y la del Tepeyac por el norte.

En 1914, el historiador y arqueólogo Manuel Gamio descubrió la esquina suroeste y una parte de la escalinata del Huey Teocalli. Más tarde, en 1978, el hallazgo fortuito del monolito de la diosa lunar Coyolxauhqui dio origen a uno de los proyectos arqueológicos más importantes del siglo XX, el Museo del Templo Mayor.

Te puede interesar: Llega “Aztecas” al Museo de Etnología de Leiden, en el Reino de los Países Bajos

¡Suscríbete a nuestro boletín de Azteca Noticias en Google News!
MÁS NOTICIAS