Alexander Zverev | Masters Madrid
Reuters
09 mayo, 2021
Azteca Deportes
Otros Deportes

Alexander Zverev vuelve a la conquista de Madrid

El tenista alemán Alexander Zverev se coronó por segunda vez el Masters 1.000 de Madrid al vencer en la final al italiano Matteo Berrettini.

El alemán Alexander Zverev, quinto favorito, reconquistó el Masters 1000 de Madrid que ya obtuvo hace tres años, esta vez a costa de Matteo Berrettini, superado por un marcador de 6-7(10), 6-4 y 6-3.

El tenista de Hambrugo, uno de los referentes de la conocida como ‘next gen’, encontró el premio a su constancia y solidez a lo largo de las dos horas y 42 minutos que duró un enfrentamiento lleno de alternativas hasta el tramo final, cuando el italiano se apagó y Zverev aprovechó para cerrar el encuentro.

Te puede interesar: VIDEO | Jugador del Feyenoord se rompe la pierna en una barrida

Fue un resultado frustrante parra Berrettini, ganador en Belgrado días atrás y que encaró el reto más relevante de su carrera en un año trabado, condicionado por lesiones que retrasaron su solidez tenística.

La experiencia, clave en el triunfo del alemán

Zverev, más nutrido de experiencia, más habituado a momentos clave y un bagaje mayor como el que le otorgó la final del Abierto de Estados Unidos del pasado año, la primera en un Grand Slam, apuntaló la victoria por cuarta vez en un Masters 1000 en un saque autoritario y en su estabilidad hasta el final.

La lluvia que acaparó la capital española hizo que se cerrara el techo de la pista Manolo Santana de la Caja Mágica. Zverev, que había llegado sin perder un set, tuvo que enderezar el camino ante el empuje del transalpino.

El encuentro fue reñido. Especialmente en el primer set, con los dos jugadores frescos. Hubo una rotura inicial del italiano que compensada con otra posterior del alemán, y esto llevó al ‘tie break'. Berrettini aventajó con 5-0 y ganó la manga.

Te puede interesar: Gaby López terminó en el noveno puesto en Tailandia

Reaccionó Zverev que quebró en el noveno juego del segundo parcial, consolidó e igualó el encuentro. En el tercer set Zverev mantuvo la fortaleza aprovechando que Berrettini empezaba a errar. El alemán volvió a quebrar, en el quinto juego y su rival no fue capaz de enmendar el desequilibrio. No se recuperó y el germano cerró el triunfo.