Bitácora AM | Acapulqueños llegan a refugiarse a la CDMX tras el paso de “Otis”

Acapulqueños que se quedaron sin hogar tras el paso de “Otis” llegaron a la CDMX para refugiarse. Muchos de ellos se encuentran viviendo en las calles.

Videos
Estados
Por: Geraldine Aragón

Los daños que provocó el huracán “Otis” tras su paso por Acapulco, Guerrero fueron increíblemente devastadores, a tal grado de que casi 100 por ciento de los inmuebles sufrieron daños de alguna u otra forma.

Lamentablemente, la mayoría de los habitantes perdieron su patrimonio. Incluso, muchos de ellos salieron huyendo a otras entidades de la República. Uno de estos lugares fue la Ciudad de México (CDMX), donde actualmente se puede ver a varios acapulqueños acampando en la calle en zonas como el Zócalo.

“Estoy aquí porque en Acapulco no tengo las condiciones para estar habitando la casa. El huracán se llevó techo, láminas, ventanas, muebles, lavadora, televisión, refrigerador...”, mencionó Carlos Morales, uno de los acapulqueños que ahora se encuentra habitando en el Centro de la capital.

Algunos acapulqueños llegaron a la CDMX con lo que tenían

La mayoría de ellos apenas y llegaron a la Ciudad con lo poco que les quedó después de que este fenómeno natural arrasara con sus viviendas el pasado 25 de octubre.

“Traje 2 mil pesos, es lo que yo tenía en efectivo; pero, pues, aquí se gasta más. Estamos comiendo en comedores comunitarios, en los tacos... El sanitario aquí vale nueve pesos, la bañada es como de 50, con agua fría. En la noche sufrimos mucho de estar yendo al baño, tenemos que hacerlo de otra manera o aguantarnos hasta el otro día”, mencionó Carmen, otra de las afectadas que se encuentra en la Ciudad de México.

Las calles de la capital contienen historias de quienes no encontraron un lugar para estar a salvo en Acapulco. Sin embargo, también hay albergues que están dándole una esperanza a aquellas mujeres vulnerables en su etapa de embarazo.

Albergues apoyan a las mujeres embarazadas de Guerrero

Tal es el caso de Yuritzi, una joven de 27 años que llegó al albergue VIFAC. La joven nos relató que llegó a la capital con tan sólo mil pesos en su cartera, pero que, afortunadamente, en Acapulco estaban saliendo unos camiones gratuitos que estaban yendo de Chilpancingo a la Ciudad de México. De repente, llegó un mensaje de VIFAC en el que informaban que estaban apoyando a las madres que venían de Guerrero.

Yuritzi mencionó que el anuncio traía los números a los cuales se podía comunicar. Sin embargo, ni siquiera tenía con qué comunicarse, pero que, aún así, se vendría con todo lo que tuviera.

En el albergue, actualmente se dedica a realizar talleres tales como tejido, cocina, uñas, ejercicio de parto y computación.

Cualquier mujer que se encuentre en situaciones que impliquen violencia de todo tipo o necesite un lugar en el cual quedarse puede acudir a VIFAC, según lo que nos comentó Susana Ballina Fabre, perteneciente a esta asociación. Si requieres más información, te puedes comunicar con ellos al número 55 2569 5782.

Otras Noticias

×