Coronavirus Británico
PETER NICHOLLS/REUTERS
05 marzo, 2020
Reuters
Finanzas - Notas
Compartir

Aerolínea británica en quiebra por impacto de COVID-19

2 mil 400 empleos, algunos aeropuertos y la economía local se verían afectados.

Londres.- La aerolínea regional británica Flybe se declaró en quiebra tras una pronunciada caída en la demanda de viajes, lo que la convirte en una de las primeras víctimas corporativas del COVID-19.

 

La caída de una aerolínea que conecta todos los rincones del Reino Unido con los principales destinos europeos pone en peligro unos 2 mil 400 puestos de trabajo y podría afectar a algunos aeropuertos y dañar a las economías regionales.

“Todos los vuelos han sido suspendidos y la actividad comercial en Reino Unido ha cesado con efecto inmediato”, dijo Flybe después de que el gobierno británico se retirara de un paquete de rescate acordado en enero.

Las compañías aéreas de todo el mundo han cancelado vuelos y han advertido de un deterioro en la rentabilidad tras la aparición del virus, afectando vuelos de Asia, para después extenderse a Europa y otros continentes.

British Airways, EasyJet, Virgin Atlantic, Lufthansa, Norwegian Air y United Airlines han advertido sobre el impacto del brote, que parece que va a golpear a la industria con más fuerza que el SARS en 2003.

La quiebra de Flybe también causará problemas al primer ministro Boris Johnson, quien había prometido invertir en conexiones de transporte regional. Ya que su gobierno aceptó en enero un acuerdo de rescate para la aerolínea, que llevaba 41 años en funcionamiento. No obstante, dijo que no había nada que hacer.

Flybe, la mayor aerolínea regional independiente de Europa, operaba entre 81 aeropuertos y era propiedad de Virgin Atlantic, Stobart Group y Cyrus Capital.

Los propietarios dijeron que habían invertido más de 174 millones de dólares en el negocio en los últimos 14 meses.

MÁS NOTICIAS