El primer ministro israelí Benjamin Netanyahu en la reunión de gabinete en su despacho en Jerusalén el 24 de noviembre del 2019. Imagen: AP
Sebastian Scheiner/AP
26 diciembre, 2019
Notimex
Internacional - Notas
Compartir

A pesar de baja participación, Netanyahu obtiene la mayoría para formar gobierno en Israel

Menos de la mitad del padrón participó en las elecciones.

Jerusalén, Israel.- Con una participación de menos del 50 por ciento del padrón, el primer ministro Benjamin Netanyahu obtuvo la victoria en las elecciones del jueves con más del 72 por ciento de los votos, que lo mantendrá en su cargo como líder del partido Likud e intentará formar gobierno nuevamente.

  El actual primer ministro venció a su contrincante dentro de la Knéset, Gideon Saar, quien se ha desempeñado previamente como ministro del Interior y ministro de Educación y fue considerado por medios locales como un verdadero contrincante para quien ha conservado el poder del partido de derecha desde hace una década.

Las elecciones de este 26 de diciembre fueron convocadas tras los dos intentos previos de formar gobierno en abril y septiembre de este año, los cuales no se concretaron y desembocaron en la disolución del parlamento por consenso de los legisladores.

La participación de los 115 mil militantes se vio afectada por las fuertes lluvias y ni el cierre de urnas hasta las 11:30 de la noche incrementó el índice de participación, el cual no rebasó ni la mitad del padrón electoral.

El medio local Times of Israel dio seguimiento a la jornada e informó que, en punto de las 11 de la noche, Netanyahu publicó en redes sociales un mensaje para invitar a los militantes a votar mientras que Saar se mantuvo en silencio durante la jornada.

Una vez que comenzaron a salir los resultados preliminares, el primer ministro publicó en su cuenta oficial de Twitter un mensaje de agradecimiento a sus simpatizantes. “¡Gran victoria!, con la ayuda de Dios y con su ayuda, conduciré al Likud a una gran victoria”, celebró Netanyahu.

Tras la confirmación del triunfo de Netanyahu, quedará pendiente el veredicto de la Corte Suprema de Israel, quien determinará si el actual primer ministro podrá ostentar el cargo, a pesar de las investigaciones en su contra por soborno.

Israel es una democracia parlamentaria donde los ciudadanos eligen a los partidos que tendrán escaños dentro de la Knéset, pero para la designación de un primer ministro se escoge a nivel interno entre uno de los líderes de los grupos parlamentarios con mayor presencia, en este caso, el partido Likud.

MÁS NOTICIAS