myanmar
Crédito: Reuters
01 febrero, 2021
Azteca Noticias
Internacional - Notas
Share

México condena golpe de Estado en Myanmar

A través de la cancillería, México respaldó la postura de condena de las Naciones Unidas sobre la detención de los líderes políticos de Myanmar por parte de elementos del ejército.

El Gobierno de México, a través de la Secretaría de Relaciones Exteriores, codenó el golpe de estado acontecido durante las primeras horas de este lunes en Myanmar.

  A través de un comunicado, la Secretaría de Relaciones Exteriores respaldó la condena emitida por Naciones Unidas y su secretario general, António Guterres, sobre la detención de Aung San Suu Kyi y otros líderes políticos del país asíatico.

“Como miembro no permanente del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, México apoyará las acciones multilaterales y regionales para avanzar en ese sentido y respaldará asimismo las acciones del secretario general de la ONU para impulsar a la brevedad un diálogo incluyente y constructivo”, señala un fragmento del comunicado.

Asímismo, el gobierno mexicano externó que respaldará la solución pacífica de esta controversia, en apego al respeto a los derechos humanos y el derecho internacional.

Además, el comunicado indica que la embajada de México en Singapur, país colindante con Myanmar, ya estableció comunicación con la comunidad mexicana que reside en el país conflictuado, y solicitaron a los connacionales evitar participar o acercarse a las posibles manifestaciones y puntos de conflicto, además de que seguirá al pendiente de los hechos.

Te puede interesar: Japón y otros gobiernos exigen liberación de Aung San Suu Kyi

¿QUÉ PASA EN MYANMAR?

Durante las primeras horas de este lunes, el ejército de Myanmar arrestó a la líder Aung San Suu Kyi y otros miembros del gabinete, además de que mandos militares declararon estado de emergencia en el país.

La milicia acusa a la líder política y su partido, Liga Nacional para la Democracia, de haber amañado las elecciones del pasado 8 de noviembre para mantener el poder.

Aung San Suu Kyi fue elegida presidenta de la nación en 2015, en las que fueron las primeras elecciones democráticas en el país, tras décadas de gobiernos militares.

Suu Kyi fue detenida a principios de los noventa por el régimen militar de la entonces Birmania. Por su lucha pacífica ganó el Premio Nobel de la Paz en 1991, y fue liberada tras la presión internacional en 2011. Durante la transición hacia la democracia, Suu Kyi abogó por la equidad de género como una de las bases de la democracia.

Te puede interesar: Tony Bennett padece Alzheimer desde 2016

MÁS NOTICIAS