refresco ley .jpg
14 agosto, 2020
Gerardo Segura
Politica - Notas
Share

Se oponen legisladores de varios partidos a propuesta que prohibiría venta de dulces y refrescos a menores de edad

No es a través de medidas prohibicionistas ni quebrantando libertades como se debe educar en salud.

Cd. de México.- Legisladores de diversos partidos políticos manifestaron su oposición a la propuesta hecha por el senador de Morena, Salomón Jara que pretende prohibir la venta dulces y refrescos a menores de edad como forma de prevenir una mala salud en el futuro.

Dicen que no es a través de medidas prohibicionistas ni quebrantando libertades como se debe educar en la salud a los menores. Aseguran que debe haber toda una estrategia educativa que inicie en las aulas y en los hogares dentro de un entorno familiar.

La diputada del PRI, Dulce María Sauri dijo que de nada sirve prohibir la venta de dulces o refrescos si pueden adquirir una torta de cochinita, tamales, pizzas, hamburguesas, o quesadillas llenas de grasa, tacos al pastor y desde luego no se puede prohibir que consuman esos alimentos.

Por ello dijo, se debe reconsiderar esta propuesta y substituirla por una estrategia integral efectiva de educación en los buenos hábitos alimenticios.

“El combatir la obesidad necesita de una visión integral, no puede ser una sola acción a la cual se le cargue todo. De poco nos servirá que se prohíba a los menores adquirir cualquier tipo de alimentos o bebida de alto contenido calórico, si se da la vuelta y se va a comer una deliciosa torta de cochinita. De que se trata ello? de construir buenos hábitos alimenticios y que todas aquellas personas como yo, que estamos pasadas de peso, hagamos eso parte de nuestra rutina de alimentación y no una obligación, sino una convicción”.

La senadora del PAN, Indira de Jesús Rosales coincidió con la diputada Sauri. Señaló que se debe trabajar en conjunto con la Secretaría de Educación y la de Salud en una acción que sea efectiva en información de la buena alimentación, pero no se debe caer en acciones prohibicionistas ya que podría tener efectos contrarios una medida que prohíbe y no que educa.

Se alentaría la ilegalidad, el mercado negro, los dulces adulterados. Destacó que sería importante considerar el dar cursos a los padres de familia sobre la educación en la alimentación y los daños a la salud por el consumo, no sólo de la llamada comida chatarra sino los alimentos que se expenden en puestos de la calle como tortas, tacos, tamales y otros.

“Definitivamente tenemos que mejorar nuestras campañas de prevención, creo que ese es un tema que tenemos que trabajarlo, por supuesto a través de la Secretaría de Educación y la Secretaría de Salud. Por supuesto generar conciencia en cada uno de nosotros como padres de familia respecto al tipo de alimentación que estamos nosotros generando y promoviendo en cada uno de nuestros hogares, bueno eso sería de entrada lo más importante antes de tomar iniciativas prohibitivas”.

Además la medida provocaría, dijo el cierre de comercios, pequeñas tienditas, la pérdida de más empleos y un impacto negativo en la economía del país, que es inaceptable, sobre todo en estos tiempos que la pandemia ha dejado efectos devastadores.

“También tenemos que tomar en consideración la economía y los miles de empleos que se generan en base a esa industria. Esto tiene que ir de la mano con un tema económico, justamente estamos atravesando una de las peores crisis económicas en la historia de nuestro país, vamos, a raíz del coronavirus”.

Por su parte el senador del PRD, Miguel Ángel Mancera dijo que se debe afectar lo menos posible a la economía en estos momentos.

“Habrá que ver, buscar lo menos posible, en este momento la afectación económica del país ya a nivel nacional porque se está hablando aquí de una iniciativa que pudieran ser y tener efectos nacionales”.

Mientras que para varios legisladores más, se debe de atender primero las principales prioridades del país antes de entrar en discusiones que podrían perjudicar más que ayudar. La senadora Martha Márquez del PAN, calificó la propuesta como un factor distractor ante los malos resultados que se han visto en toda la república por la pandemia.

“Para mí hoy se vuelve un distractor, porque qué casualidad que quieren entrarle a este tema y hoy traen este tema, y por qué no le entran a lo grave y lo urgente que es que la gente se está muriendo por COVID y por cáncer y por enfermedades graves. Perdón que lo denuncie, pero para mí se vuelve un distractor y yo no le entro al tema, si no le entramos antes a ver qué está pasando con el tema de medicamentos, con desabasto y con enfermos graves”.

La senadora también panista, Guadalupe Murguía señaló que no hay razón para satanizar los dulces o refrescos porque no se debe tampoco satanizar a las tortas de tamal y coincidió en que la estrategia para la buena alimentación debe iniciar en los hogares y en la escuela.

“Tiene que empezar, sí, desde la educación básica. No creemos que la opción sea satanizar a los productos que se han venido comentando, muchos de los cuales se comercializan en muchos espacios. Concretamente, una torta de tamal también tiene un alto nivel de calorías y un bajo nivel de proteínas. Y la formación debe de ser en el sentido de privilegiar alimentos que contengan vitaminas, proteínas”.

Por ahora, hasta el secretario de Educación, Esteban Moctezuma ha manifestado su desacuerdo con propuesta, pero sí dijo estar de acuerdo con la posibilidad de impulsar materias educativas para mejorar la alimentación de niños y jóvenes.

MÁS NOTICIAS