pinturas rupestres.jpg
02 julio, 2020
Azteca Noticias
Estados - Notas

Share

VIDEO: El pasado terremoto en México descubre pinturas rupestres al sur del país

El sismo de magnitud 7.4 grados dejó al descubierto dos pinturas rupestres entre las piedras que se removieron en Santa María Mixtequilla.

Luego del sismo registrado el pasado 23 de junio, que tuvo magnitud de 7.4 grados en la escala de Richter, las rocas que se desprendieron del Cerro de la Pasión revelaron la existencia de pinturas rupestres al sur de México.

  Todo ocurrió en Santa María Mixtequilla, una municipalidad zapoteca ubicada en la región geográfica del Istmo de Tehuantepec.

Te puede interesar:
VIDEO: Trabajador de sanidad es golpeado por habitantes de Chiapas; lo acusan de “esparcir Covid-19"

El deslave hizo que se hallaran dos pinturas, las cuales parecen tener centenares de años. Una mide 60 centímetros, se trata de un par de espirales que se unen en una sola línea con dos trazos paralelos.

La otra pintura tiene 40 centímetros aproximadamente, y asemeja a una persona de pie sosteniendo, lo que parece ser, hierbas o un cetro con una de sus manos.

En localidades de la Sierra Sur de Oaxaca, el sismo de 7.4 grados siginficó daños materiales sustanciales, pero dejó al descubierto información sobre los orígenes de este municipio, conocido popularmente como “La Venecia del Istmo” por su abundante agua.

Esta peculiar característica la comparte con las cuevas prehistóricas de Yagul, ubicadas en la región central de Oaxaca a 220 kilómetros de Mixtequilla, reconocidas por la Unesco en septiembre de 2010, donde se encontraron pinturas de origen prehispánico con similitudes en los trazos y formas a las halladas en Mixtequilla.

Por ejemplo, la pintura del paraje conocido como Caballito Blanco de Yagul parece coincidir con la figura hallada en Mixtequilla de 40 centímetros, por sus trazos que parten del centro hacia afuera.

Te puede interesar:
Koalas podrían extinguirse antes del 2050 en Australia; piden al gobierno actuar de inmediato

Expertos del INAH informaron en 2010, en la región de Yagul, que los autores de estos antiquísimos dibujos habitaron en cuevas elevadas en un periodo cuando el valle de Oaxaca estaba cubierto por el agua.

Falta que esta nuevas pinturas rupestres sean analizadas por el INAH y determinen la información de su origen.

MÁS NOTICIAS