BESOS DE MASCOTAS PUEDEN CAUSAR ENFERMEDADES
03 diciembre, 2019
Azteca Noticias
Salud - Educacion - Y - Bienestar - Notas
Compartir

Besos de perros y gatos pueden causar enfermedades: UNAM

Algunas son inflamación crónica de estómago, dolor abdominal, diarrea e, incluso afectaciones al hígado y pulmones

¿Tienes un perro o gato en casa pero al llegar lo saludas de más? Tal vez estás poniendo en peligro tu salud y no lo sabías.

  De acuerdo con Nayeli Xochiquetzal Ortiz Olvera, de la Facultad de Medicina (FM) de la UNAM, dejar que perros y gatos laman nuestro rostro podría provocar enfermedades como inflamación crónica de estómago, dolor abdominal, diarrea e, incluso afectaciones al hígado y pulmones. Estas transmiten bacterias que no llegan a ser letales pero sin con consecuencias a la salud.

La gastroenteróloga explica casi 36 millones de adultos en México están infectados por H. pylori debido a la mala higiene o hábitos inadecuados de alimentación. Es altamente prevalente en humanos y muy poco en animales, se asocia a procesos inflamatorios crónicos en el estómago. En 1994, la OMS la reconoció como un carcinógeno.

“Pero no trasciende en todas las personas, a menos que se cuente con antecedentes familiares de cáncer en estómago; úlceras en estómago, sangrados o molestias digestivas; en general son un foco rojo y se debe acudir con un especialista para el diagnóstico y tratamiento”,

En los humanos la H. heilmannii es un portador, pero no provoca daño; en animales sí origina afecciones estomacales como inflamación, vómito y diarrea, y la adquieren vía fecal-oral.

En el caso de la Campylobacter se manifiesta en el humano con dolor abdominal, fiebre y diarrea, que puede complicarse con deshidratación; su periodo de incubación es de horas a días y puede tardar meses en manifestarse.

Jesús Marín Heredia, jefe del Departamento de medicina, cirugía y zootecnia para Pequeñas Especies, de la Facultad de Medicina Veterinaria y Zootecnia (FMVZ), recomendó llevar a las mascotas con un especialista cuando tienen vómito, diarrea y dolor abdominal, además de evitar que nos laman cuando están enfermas, pues se corre el riesgo de contagio.

MÁS NOTICIAS