Brandon Giovanny
06 mayo, 2021
Carlos Soto
Salud - Educacion - Y - Bienestar - Notas
Compartir

Brandon Giovanny: historia detrás de la búsqueda

Un equipo de periodistas narra la cobertura del caso de Brandon Giovanny, víctima del accidente en la Línea 12 del Metro y cuya búsqueda dio la vuelta al mundo

La noche del lunes 3 de mayo, una trabe que sostenía las vías de la Línea 12 del Metro, entre las estaciones Tezonco y Olivos, colapsó al paso del convoy. Un niño de 13 años, llamado Brandon Giovanny Hernández Tapia, se encontraba en uno de los vagones que se vinieron abajo. Ahí comenzó la dolorosa búsqueda para una madre, cuya historia sacudió a México, le dio la vuelta al mundo y que se prolongó por más de 20 horas.

Fue un día normal de trabajo. La reportera Lucero Rodríguez, el camarógrafo José María Jiménez y el realizador Luis Alberto Grees de Azteca Noticias, habían entregado su nota del Día de Star Wars, sobre una pareja que se casó y montó su negocio gracias a la famosa saga. Ya se disponían a descansar en sus respectivas casas.

A las 10:27 de la noche, llegó el primer mensaje al chat de Azteca Noticias: “Reportan grave incidente en Metro Olivos, Línea 12" acompañado de una fotografía con la trabe desplomada y dos vagones descarrilados en forma de “V”. Fue el primero de cientos que llegarían esa noche.

Como el resto de los compañeros, Lucero se comunicó con su editora de Sección, Esther Salazar, para reportarse lista. “Se van a hacer un recorrido por los hospitales, para ver la situación de los heridos y sus familiares”, fue la indicación.

Para Lucero, Chema y Beto, comenzaba una maratónica cobertura que duró más de 24 horas.

Ya con todo el equipo y auto listos, los tres decidieron acudir primero a la llamada “zona cero”, para saber de primera mano a dónde estaban trasladando a los heridos.

El lugar era un caos de ambulancias intentando pasar, rescatistas atendiendo a los lesionados, policías, bomberos, voluntarios, curiosos... y sobre todo, familiares llorando, desesperados, preguntando por sus seres queridos.

Entre la multitud encontraron a un hombre en shock. Les contó que su hijo estaba atrapado en un auto que quedó bajo los escombros. Resultó ser don Efraín, el padre de José Juan Galindo Soto, una de las 25 víctimas de la tragedia.

Cinco minutos antes...

Poco después iniciaron su recorrido por los hospitales. Ya de madrugada, arribaron al Hospital General de Tláhuac.

Ahí la vieron. Era la señora Marisol Tapia, quien se acercó a la reja para preguntar por alguien llamado Brandon Geovanny.

“No está en las listas”, le respondieron tras unos minutos.

Lucero, Chema y Beto la abordaron para escuchar su caso.

Familiares afuera del Hospital de Tláhuac.jpeg
Especial
Familiares afuera del Hospital General de Tláhuac

Les contó todo: buscaba a su hijo, Brandon Giovanny Hernández Tapia, de 12 años. Había hablado por teléfono con él cinco minutos antes del accidente.

El pequeño, quien regresaba con la pareja de Marisol, del restaurante donde trabaja en el Centro, y al que acudía algunas veces a ayudar lavando trastes, le dijo que ya iban a su casa, en Santa Ana Zapotitlán, y que estaban en Periférico. Pero nunca llegó.

La acompañaba Mayté Herrera, su madre. El equipo decidió quedarse con las mujeres.

La historia que dio la vuelta al mundo

Enlazada con Lucero, Marisol repitió su historia en vivo, en los distintos espacios de Azteca Noticias y ADN 40, con la esperanza de que su súplica llegara a alguien que supiera algo de Brandon Giovanny. La historia también se pudo ver en países de Centro y Sudamérica, a través de la Alianza Informativa Latinoamericana.

Después se intercambiaron números telefónicos y acordaron estar en comunicación. Lucero, Chema y Beto continuaron su cobertura, mientras madre y abuela continuaban buscando en los hospitales.

Se llamaron al menos en diez ocasiones, para actualizar la información.

“Siempre nos tenían la misma noticia: ya llevamos siete, ya llevamos ocho... nueve, diez hospitales, y nada...”, recuerda Lucero.

La llamada...

Cerca de las siete de la noche, Mayté le dijo a la reportera que acababan de llamarles, para que acudieran a Cabeza de Juárez (en la Fiscalía de Investigación Territorial de Iztapalapa) y pidió que las acompañaran.

Al parecer ya lo encontraron, nosotras creemos que está vivo... esperemos que esté vivo, pero no es un hospital, es una fiscalía... vamos para allá", dijo antes de colgar.

Fue un momento muy duro. Marisol y Mayté reconocieron el cuerpo. La madre aún tuvo la entereza de aparecer ante los medios, para responder algunas preguntas de los reporteros y agradecer la cobertura:

Nada me va a devolver a mi hijo”, decía entre sollozos.

"¿Cómo está doña Mayté?” preguntaba Lucero.

“Mal... tenía la esperanza de que mi hijo estuviera vivo...”.

Después de sus declaraciones, pidió a los medios que la dejaran estar con su familia.

El equipo se despidió de Marisol, para preparar los enlaces de los espacios nocturnos. El último fue para el noticiero Hechos, con Javier Alatorre, donde Lucero narró desde la Fiscalía de Iztapalapa, el viacrucis que sufrieron Marisol y Mayté, buscando a Brandon Giovanny.

Después, recogieron su equipo y entregaron la nota para los noticieros del miércoles.

El equipo.jpeg
Especial
José María Jiménez, Lucero Rodríguez y Luis Alberto Martínez

Un final que no quieres contar

Al regresar a TV Azteca, poco después de las once de la noche, se dieron cuenta de que no habían dormido y tampoco habían probado alimento en 24 horas.

Fue una jornada maratónica, intensa y satisfactoria, pero también muy dolorosa, coinciden Lucero, Beto y Chema. “Las coberturas que nunca te quieres perder, pero cuyo final no quieres contar”.

MÁS NOTICIAS