EL Salvador
26 abril, 2020
Internacional - Notas
Share

Preocupa a CIDH emergencia máxima ordenada en cárceles de El Salvador

Bukele ofreció “acompañamiento legal” para que fuerzas de seguridad hagan uso de la fuerza letal contra pandilleros.

26 de abril.- La emergencia máxima en los centros penitenciarios de El Salvador, ordenada por el presidente Nayib Bukele el 25 de abril, pone en riesgo los derechos de las personas privadas de la libertad en el país, acusó este domingo la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH).

  “La CIDH urge al Estado de El Salvador adoptar medidas que garanticen la vida e integridad de las personas privadas de su libertad. Estas medidas son de especial urgencia considerando que las consecuencias de la pandemia de COVID-19 representan mayor riesgo para esta población”, indicó el organismo defensor, adscrito a la Organización de los Estados Americanos (OEA).

La advertencia de la CIDH se da el mismo día que la Casa Presidencial de El Salvador divulgó imágenes de personas presas de su libertad hacinadas en centros penitenciarios, vestidas únicamente con calzones largos y esposadas.

“Las pandillas no van a detener el trabajo que estamos realizando por cuidar la vida de los salvadoreños. Vamos a ir tras estos grupos criminales”, expresó la Casa Presidencial al compartir las fotos en su canal de Twitter.

“La alerta máxima en los centros penales de seguridad es por tiempo indefinido, este día se acabaron las celdas de una sola pandilla, los hemos mezclado a todos los grupos terroristas”, abundó el gobierno salvadoreño.

Además, el presidente Bukele acusó también hoy que la Mara Salvatrucha ha aprovechado que la mayoría de los elementos de seguridad del país están enfocados en tareas de contención del COVID-19, por lo que avaló el uso de la fuerza letal contra las pandillas del país.

El mandatario prometió acompañamiento legal desde el Estado para los elementos de las fuerzas de seguridad que hagan uso de la fuerza letal contra pandilleros en el marco de la emergencia sanitaria y la excepción dictada para las cárceles del país.

Además, Osiris Luna Meza, director general de los centros penales de El Salvador, insistió en que no se va a permitir que las personas privadas de la libertad elaboren manuscritos ni dicten órdenes penales desde adentro de las cárceles.

“No va a haber tiendas, no va a haber programas y no van a ver ningún rayo del sol, van a pasar en encierro total 24 horas al día los sietes penales de seguridad máxima que existen en este país”, declaró el mando carcelario.

“Este Estado no se va a doblegar ante ninguna estructura terrorista, este Estado va a hacer cumplir la ley y se va a hacer respetar, vamos a tomar todas las medidas necesarias y suficientes para que toda esta zozobra que están causando estos grupos terroristas pare”.

MÁS NOTICIAS