incidencia delictiva.jpg
02 octubre, 2020
Carlos Torres
Seguridad - Y - Justicia - Notas
Compartir

Crean autoridades federales Sistema Multifuente para la incidencia delictiva

Busca disminuir más cifras negras en denunvia de delitos

La Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC), a través del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP) y el Centro Nacional de Información (CNI), en coordinación con la Comisión de Medición del Modelo Nacional de Policía y Justicia Cívica (MNPyJC) presentaron el “Sistema Multi-fuente para la estimación de la incidencia delictiva orientada a la inteligencia policial”.

  Al inaugurar el conversatorio acompañado especialistas en materia de seguridad, el titular del SESNSP, Leonel Efraín Cota Montaño, destacó que la gran tarea de este primer periodo en la instauración del Modelo Nacional de Policía y Justicia Cívica ha sido, es sin duda, la transformación de las instituciones de seguridad pública, así como el establecimiento de una mejor coordinación entre las mismas y entre los diferentes niveles de gobierno.

Precisó que, para tener éxito en la recuperación de la paz y la seguridad pública en el país, es fundamental el acogimiento y el fortalecimiento del Modelo Nacional de Policía, lo que significa más policías con una mayor capacidad operativa, con mejores salarios, así como con una certificación total para marzo del 2021.

Por su parte, el Subsecretario de Seguridad Pública, Ricardo Mejía Berdeja, resaltó la importancia sobre la Medición del Modelo Nacional de Policía y Justicia Cívica con el objetivo de alcanzar un sistema Multi-fuente para la estimación de la criminalidad en el país, con lo que, dijo, permitirá obtener una mayor claridad de los hechos constitutivos de delitos que afectan cotidianamente a la población, y tener una mayor eficacia en las tareas de seguridad pública en todo el país.

Este mecanismo propone que, en lugar de sólo utilizar carpetas de investigación, el delito en México se mida también a través de 10 fuentes sólidas y complementarias:

Datos de las Llamadas reales y verificadas al número único de emergencias 9-1-1.
Datos del Nuevo Informe Policial Homologado (IPH) y el IPH que ya se captura a través de tabletas electrónicas (IPH móvil).

Datos del Registro Nacional de Detenciones (RND), tanto del fuero federal como fuero común (y en 2021 faltas administrativas).
Datos de las Llamadas anónimas al número único nacional 0-89.
Datos de las redes sociales de las corporaciones policiales (Twitter, etcétera).
Datos de los “partes policiales” elaborados por las policías al atender un evento de relevancia en su cuadrante.
Datos de denuncias recibidas por parte de la policía directamente (con base en el Art. 132 del Código Nacional de Procedimientos penales).
Datos e inteligencia operable de fuentes abiertas (OSINT).
Datos de Whats App groups en los que coexisten ciudadanos y policías.
Otras fuentes que permitan la inteligencia operable a través del uso y explotación de patrones delictivos geoespaciales.

El sistema, pionero a nivel mundial, permitirá a la SSPC y a las secretarías estatales y municipales.

Garantizar la trazabilidad absoluta y universal de todos y cada uno de los incidentes en tiempo real.
Mejorar sustancialmente la estimación de los delitos y faltas administrativas, posicionando a México a la vanguardia mundial en este tema.
Reducir la impunidad y combatir realmente la cifra negra.
Diseñar políticas públicas basada en evidencia estadística y con una fuerte orientación a enfocarse a intervenciones en los lugares y espacios donde ocurren la mayoría de los delitos (hotspots).
Prevenir, predecir, reducir y mitigar el delito de forma sustancial y con apego a los derechos humanos.

Los participantes coincidieron en la importancia de este Sistema Multifuente ya que plantea avanzar en dos problemas: El primero de ellos está relacionado a la cantidad de delitos que se cometen y que la autoridad desconoce; a esto se le llama cifra negra. El segundo es la falta de información sistematizada y analizada para la ejecución de tácticas basadas en evidencia empírica para la táctica policial.

Además, es sustancial mencionar que este documento procura brindar herramientas útiles a la policía estatal y municipal para mejorar su actuación y representa un parteaguas en la recopilación y explotación de información desde la esfera local, con el propósito de mejorar la seguridad pública en el país.

El panel estuvo compuesto por instituciones destacadas a nivel nacional e internacional. Entre ellas, el Centro de Investigación y Docencia Económica (CIDE), la Universidad Iberoamericana, la Universidad de Yale, de Univeristy Colege London (UCL) y de la Universidad de Harvard; la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC), el Instituto para la Seguridad y la Democracia A. C. (INSyDE), la Organización Internacional de Derecho para el Desarrollo (IDLO), The World Justice Project (WJP), la Organización para los Estados Americanos (OEA), la Sociedad Alemana para la Cooperación Internacional (GIZ), así como México Evalúa. Además, la Fiscalía General de la República (FGR) y los representantes de las entidades modelo en la ejecución de estas prácticas.

MÁS NOTICIAS