jair-bolsonaro-hospital.jpg
Reuters
18 julio, 2021
Azteca Noticias
Internacional - Notas
Share

Jair Bolsonaro, presidente de Brasil salió del hospital

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, dejó el hospital a cuatro días de haber sido operado por una obstrucción intestinal.

Jair Bolsonaro, presidente de Brasil, salió del hospital este domingo tras haber pasado cuatro días internado en un nosocomio de Sao Paulo por una cirugía de obstrucción intestinal, de acuerdo con la presidencia del país sudamericano.

El mandatario brasileño bromeó con su estado de salud al abandonar el hospital, señalando que se quería ir desde el primer día pero el equipo médico no se lo permitió.

Tuve que someterme a una dieta, hice lo que tenía que hacer. Quería irme desde el primer día, pero no me dejaron. Espero que de aquí a unos 10 días pueda estar comiendo un churrasco de costilla”.

Originalmente, Jair Bolsonaro fue ingresado a un hospital de Brasilia el pasado miércoles, tras presentar dolor abdominal y una crisis de hipo. Luego de que se le realizaron los primeros estudios, se determinó que era necesario operarlo de emergencia por una obstrucción intestinal, por lo que fue trasladado a Sao Paulo vía aérea.

Te puede interesar: En Brasil, hospitalizan a Jair Bolsonaro por un ataque de hipo

Jair Bolsonaro volverá a Brasilia

A las 9:30 de la mañana, tiempo local, el presidente brasileño abandonó el hospital y abordó un vuelo a Brasilia, además de que compartió palabras de agradecimiento por el apoyo que le brindaron sus simpatizantes.

El equipo que atendió al presidente señaló que por ahora, el presidente continuará bajo tratamiento ambulatorio.

Antonio Macedo, especialista en gastroenterología que atendió a Bolsonaro, explicó que por ahora el sistema digestivo del presidente funciona con regularidad, pero que aún así deberá reincorporarse paulatinamente a sus actividades.


El médico especificó que por esta situación, Jair Bolsonaro deberá masticar sus alimentos por más tiempo, además de que deberá llevar una dieta ligera por unos días, además de hacer más ejercicio y actividades físicas.

Esta es la quinta cirugía a la que el presidente de Brasil se sometió en los últimos tres años, cuatro de ellas derivadas del atentado que sufrió en 2018, cuando fue apuñalado en el abdomen mientras participaba en un mitin electoral en la localidad de Juiz de Fora, en el estado de Minas Gerais.

Te puede interesar: Colilla de cigarro habría provocado incendio en parque de Cataluña

¡Suscríbete a nuestro boletín de Azteca Noticias en Google News!
MÁS NOTICIAS