mascota_egipto.jpg
Crédito: Marta Osypińska
09 marzo, 2021
Azteca Noticias
Internacional - Notas
Compartir

Descubren el cementerio de mascotas más antiguo en Egipto

Arqueólogos encontraron en la costa del Mar Rojo un cementerio de mascotas, como perros y gatos, que data de hace casi 2000 años.

El amor hacia perros y gatos parece no ser un concepto moderno, pues en Egipto fue encontrado un cementerio para mascotas, que parece ser el más antiguo: tiene al menos 2 mil años de antigüedad.

De acuerdo con un estudio recientemente publicado, arqueólogos habían hallado este sitio en Berenice, en la costa del Mar Rojo en 2011, pero no tenían claro para qué era destinado.

Te puede interesar: China lanza su ‘pasaporte sanitario’ contra Covid-19

En el sitio fueron encontrados cadáveres de animales como perros y gatos, los cuales tenían piezas de cerámica o telas, pero no eran parte de un sacrificio, como solía hacerse en Egipto, quienes ofrendaban animales a los dioses.

De acuerdo con los arqueólogos, la mayoría de las osamentas de gatos tenían collares con conchas, hierro y vidrio.

La arqueóloga Marta Osypinska y sus colegas de la Academia de Ciencias de Polonia han encontrado en una nueva expedición que en el sitio había al menos 585 restos de mascotas que podrían pertenecer a los siglos I y II d.C.

Te puede interesar: Vacuna Sputnik V contra Covid-19 será fabricada en Italia

Consideran que el cementerio de mascotas pudo estar cuando la aldea de Berenice era un puerto romano en donde se comerciaban telas y artículos de lujo de Medio Oriente y Europa.

“Nunca hemos encontrado un cementerio como este”, expresó Michael MacKinnon, un zooarqueólogo de la Universidad de Winnipeg.

Este hallazgo hace suponer que desde la antigüedad el concepto de mascota no les era ajeno y que tanto perros como gatos eran seres apreciados y cuidados por las personas, no sólo por un fin utilitario.

Te puede interesar: Rusia y China crearán estación científica internacional en la Luna

En las osamentas encontradas, Osypinska halló que la mayoría de los gatos morían jóvenes ya que tenían lesiones en sus patas, productos de alguna lesión o enfermedades, mientras que los perros parecían haber muerto ya de mayores y presentaban degeneración en sus articulaciones o padecimientos en las encías, los cuales pudieron haber sido alimentados por alguien.

Aunque otra teoría sobre el uso de este cementerio de mascotas señala que los gatos pudieron haber sido usados para controlar la plaga de ratas, ya que al ser un puerto marítimo éste pudo haber estado repleto de roedores. Mientras que los perros pudieron ser usados para la caza o la protección de los hogares.

En la expedición fueron encontrados 536 gatos, 32 perros, 15 monos, un zorro y un halcón, pero ninguno está momificado, sino que tienen un ataúd improvisado.

Te puede interesar: Major y Champ, mascotas de Joe Biden, dejan la Casa Blanca

MÁS NOTICIAS